Inmigrante dio a luz en una silla de ruedas y acusa discriminación del hospital San José

0
4

Tras conocer impactantes casos de hacinamiento de haitianos el día del Censo, otro caso conmociona la forma en la que se trata a los inmigrantes.

Guedeline Orzil, de 35 años, y su marido Ricot Presume, llegaron hasta la urgencia del hospital San José de la comuna de independencia, ya que ella iba a dar a luz. 

Tras una espera de más de 40 minutos, la mujer dio a luz en una silla de ruedas y sin asistencia, cayendo la recién nacida al suelo.

La pareja, residente en Chile desde hace 5 años, acusó negligencia y discriminación debido a que aseguran que otra mujer, chilena y con menos urgencia, fue atendida antes.

El abogado que representa a la pareja, Eduardo Arévalo de problemas.cl, pretende llevar el caso hasta el Consejo de Defensa del Estado, porque “están en el borde, en el límite del acto discriminatorio al decirle que no sea escandalosa, porque esto no se hace acá en Chile. Ahí hay un acto que se podría interpretar como discriminatorio, pero no es tan objetivo como para ir por la ley Zamudio”, explicó. 

Por su parte, la niña nacida hace 8 días no tuvo mayores secuelas tras la caída al nacer, según el director del Hospital San José, José Miguel Puccio, quien ordenó una auditoría clínica para aclarar las circunstancias, además de recalcar que en ningún caso hubo discriminación. “Me produce mucha pena que se sientan discriminados“, explicando que “como la señora llegó altamente dilatada y, en el traslado, empezó a parir. No es que estuviera abandonada”, declaró.

La recién nacida fue sometida a un scanner para descartar algún daño, pero los padres acusaron que tuvieron que pagar ese procedimiento. 

Fuente